Etiquetas

, , , , ,

Epic Woman (Amouage)
Foto: Amouage.com

La casa de Amouage fue fundada en 1983 en el sultanato de Omán.
Su director creativo – Christopher Chong– tiene base en Londres, las fragancias son desarrolladas en Grasse, en el sur de Francia y se venden en más de 30 países.

A pesar de hacer un uso generoso de materias primas omaníes (incienso, oud, rosa damascena) Amouage escapa a rótulos geográficos y se inspira en un crisol multicultural.

Cuando uno prueba sus fragancias por primera vez, automáticamente se ve obligado a reevaluar sus propios parámetros de lujo y calidad. La nobleza de las materias primas es tan evidente que puede percibirse aun por legos en la materia.

“Opulencia” sería una palabra atinada para describir de manera general los perfumes de Amouage. Difícilmente podrían encontrarse más lejos del minimalismo.
Sin embargo su profusión de notas suele lograr un equilibrio magnífico. Su exuberancia -como la del arte barroco- no deja de ser armónica.

Epic (Woman) es un floral oriental especiado -muy especiado- y está inspirado en la leyenda de la antigua ruta de la seda que iba de China a Arabia. Su carácter es seco y cálido.

Al rociarlo sobre la piel, comino y canela se fusionan en una polvareda ligeramente picante para luego dar paso al geranio y a la rosa: una rosa especiada y de carácter seco que sorprendentemente toma más protagonismo del que intuíamos.
Una nota de incienso resinoso se hace presente y acompaña a la rosa hasta que ésta pasa a un segundo plano. Luego, el siempre presente incienso, se entrelaza con patchouli, sándalo y almizcle.

Epic es tan seco y cálido como la nube de arena que deja tras su paso una caravana en el desierto y -al igual que ésta- es denso pero deja pasar la luz.
Su sequedad, sin embargo, tiene un ligero dulzor que remite al aroma del papel de antiguos libros y -a pesar del verde esmeralda de la botella- al olerlo sólo podemos pensar en una paleta de ocres, azafranes y terracottas, con algunas pinceladas de gris plata que brinda el incienso.

Epic Woman puede perfectamente ser llevado por una dama o caballero, ya que la abundancia de maderas e incienso lo aleja de un lugar típicamente femenino.

Aunque la primera reacción sea encasillarlo como un perfume invernal, creemos que también sería una maravillosa opción para usar en verano, especialmente en una noche cálida, fuera de la ciudad.

C.F.

Procedencia de la fragancia: muestra enviada por la marca